20 enero 2017

Mi Lucha



Cuando sólo conoces a Antonia San Juan de sus papeles en la pequeña y gran pantalla, te imaginas que acudir al teatro a verla significa sentarte a pasar un rato riéndote de sus ocurrentes gags. Pero nada más lejos de la realidad: Mi lucha es algo más, es toda una declaración de intenciones, es un monólogo con un esmerado guión donde la actriz no da puntada sin hilo, y se deja la piel de principio a fin.

Tras romper el hielo con el famoso monólogo de la Agrado, durante algo más de hora y media se suceden sketchs donde se mezclan en proporciones bien medidas buenas dosis de humor, drama y crítica. Sobre todo crítica, porque Antonia reparte para todos hasta quedarse ancha. Esa combinación saca lo mejor de ella, descubriéndonos a una gran artista de teatro, y a juzgar por la despedida que recibió, la mayoría del público salió satisfecho.

A pesar de dirigir ella misma la obra, los textos son de Felix Sabroso, Enrique Gallego y Arthur Koppit entre otros. Mucho desparpajo, pocos pelos en la lengua, y una habilidad para soltar tal repertorio que nos dejó atónitos.


'Mi lucha' , Teatro Nuevo Apolo.





05 enero 2017

Nuevo album para la colección -Saal Digital-

Como buen nostálgico y viajero que soy, siempre que hago una escapada memorable intento plasmarla en un album de fotos para el recuerdo -todos sabemos que los jpg quedan en el olvido del rincón más oscuro de nuestro ordenador-.

Después de algún que otro chasco -cuesta encontrar un servicio fotográfico en el que confiar tu álbum-, y a pesar de que ya tenía alguna opción más que válida esta vez he decidido probar suerte con Saal-Digital. Me inspiraba confianza, tenía buenos comentarios y aparentaba buenos resultados y acabados made in germany.


En un primer vistazo a su web se puede ver que dan todas las opciones estándar que ofrecen el resto de competidores -brillo/mate, papel superior, núm. hojas y formato, etc- aunque otras posibilidades te permiten tener un acabado de mayores prestaciones, como tapas acolchadas, símil piel o caja regalo -que es una genial opción si quieres realizarlo para un regalo aunque el precio me pareció algo excesivo-, por nombrar algunas. Como en estos temas soy algo conservador, al igual que el resto de álbumes que tengo decidí encargarlo en formato A4 apaisado y en tapas duras, y en este caso de 52 páginas en acabado mate.

Evidentemente, más allá del precio y las opciones que ofrecen para mi uno de los factores determinantes es la facilidad del montaje con su software propio, ya que suele ser una labor bastante tediosa. Estos programas para realizar el montaje del álbum suelen ser el talón de aquiles de todas las plataformas de álbumes que he probado. Pocos he visto que hayan resultado fluidos, rápidos e intuitivos, y todos y cada uno de ellos tiene alguna carencia. El de Saal-Digital, sin llegar a solucionar todas esas pegas, es suficientemente intuitivo, sencillo y bastante ágil, aunque al igual que el resto terminas invirtiendo más tiempo del esperado si eres meticuloso en el montaje.

El software incluye muchas plantillas definidas, pero yo soy más de montar las páginas por libre. Aquí eché en falta una mejor ayuda para la alineación de las fotografías, así como más posibilidades para personalizar las páginas dobles -diferentes fondos, por ejemplo-, y también un mayor espacio para explorar las fotografías a seleccionar. Sin embargo, me ha asombrado la buena edición que permite de las fotografías desde el mismo álbum y las opciones de retoque que ofrece. Además permite imprimir fotografías en el interior de la cubierta, con lo cual no tiene guardas. Como guinda, no imprime logo y el código de barras se limita a un minúsculo QR que también tienes opción a eliminar, aunque al ser tan mínimo no lo vi necesario. Éste está situado en la cubierta trasera y en su interior.


La producción del álbum y envío -que tiene un coste de 4,95 eur- ha sido bastante rápida, más de lo esperado, y aunque en su página te permite realizar un seguimiento del status del envío ni siquiera me hizo falta consultarlo. Así que lo recibimos bien pronto, muy protegido y ya lo estamos disfrutando en casa.

Sobre el aspecto general del álbum, el formato es muy robusto al tener tapas muy consistentes y sobre todo por el alto gramaje del papel interior, lo que confiere un álbum suficientemente grueso y robusto. La mejor sorpresa es comprobar que las fotos están impresas en una excelente calidad, con una reproducción exacta de colores sobre un papel que siendo su elección estándar de por sí ya es fotográfico, de una calidad muy superior a la que esperaba, grueso pero flexible -aunque daba opción a un papel aún más grueso pero poco flexible, tipo Hoffman que en mi caso no me convence mucho-.


Para el acabado elegí mate, ya que es la opción que más me gusta -aunque es una cuestión de gustos personales- y como pega diría que la textura semi-rugosa similar a las fotografías mate tradicionales hace que el acabado no quede tan fino como en otros álbumes que había probado, donde el papel es totalmente liso.


En cuanto a las impresiones en el interior de las cubiertas, éstas cuentan con la misma calidad y acabado que las páginas interiores.


Algo que me ha conquistado -además de la calidad de impresión- es que el álbum permite una apertura total de las páginas, siendo ideal para imprimir fotografías a doble página las cuales quedan simplemente perfectas. Sin duda alguna, puedo decir que en cuanto a calidad de impresión y reproducción fidedigna de imagen, Saal-Digital es la mejor opción de los que he probado.


Como conclusión, a pesar de que el precio está en la media del resto, con los acabados superiores que ofrece finalmente obtienes un producto de calidad muy superior al mismo precio que otros servicios similares. Para mi es un gran descubrimiento y muy recomendable. Por cierto, ahora mismo en su página web ofrecen un cupón de descuento de 15 eur hasta fin de mes ;)




24 septiembre 2016

Menorca

Las vacaciones son para disfrutarlas. Y yo que vengo de una isla, dónde disfrutarlas mejor que en el mar, verdad? Menorca es la única isla que me quedaba conocer de las Baleares -parece mentira, después de tantos años en Mallorca- y la hemos venido postergando hasta que este año nos hemos decidido a visitarla. Como es un destino con una masificación que ha venido en aumento en los últimos años, nos hemos organizado para ir a finales de agosto y septiembre.

Después de muchas dudas, finalmente nos decantamos por Ciutadella como zona para alojarnos. Menorca es una isla no muy extensa, muy bien comunicada y fácil de recorrer en coche. Estar en Ciutadella te permite acercarte a sus playas más conocidas en un momento. Además, una de las grandes ventajas es su animada vida nocturna, lo que hace disfrutar de cada una de las veladas.

La isla está llena de playas preciosas con un agua increíblemente turquesa. Más allá de las más conocidas y turísticas -antaño quedó aquello de 'La isla de la calma'-, tanto en el sur como en el resto de litorales siempre puedes decantarte por playas o calas más recónditas y tranquilas. Eso sí, prepárate para una excursión por sus senderos a través de su Camí des Cavalls, una ruta litoral que rodea la isla y permite ir de cala en cala a pie. Llévate calzado cerrado y cómodo, y aunque las distancias sean largas el paisaje hace más que recomendable hacer una de estas rutas para llegar a tu deseado destino playero. De elegir una -es muy difícil quedarse sólo con una-, me quedo con Es Talaier.

Gracias a la recomendación de una amiga, uno de los días decidimos alquilar una pequeña barca a motor para recorrer parte del litoral sur, y así además visitar alguna de las calas que nos quedaban en el tintero y a las que se hace más complicado llegar por tierra. Desde luego es un plan fantástico, diferente y recomendable.

Para los amantes de la gastronomía, la isla también tiene sorpresas que dar. Desde los mercados artesanales donde comprar productos de la tierra -como el de Es Mercadal- hasta restaurantes con carta mediterránea y platos típicos de la isla, más allá de la archiconocida caldereta de langosta. Es Racó d'es Palau es un restaurante situado en un callejón con encanto en el centro de Ciutadella donde nos zampaños una lechona y una paletilla de cordero que nos dejó sin palabras. También en la marina hay numerosas terrazas donde disfrutar de buenos platos además de un buen ambiente animado, como el Corb Marí entre otros. 

Menorca tiene un sinfín de actividades y rincones por ver. Desde sus ferias estivales a sus plazas animadas en las noches de verano -actuaciones en Es Mercadal, Ciutadella,...-. Un pueblo que no puedes dejar de visitar es Binibéquer Vell, con un paisaje pintoresco de pueblo pesquero tradicional, muy cuidado y con una gran belleza, aunque como punto negativo sorprende que ya parezca un parque temático donde la única vida la dan los turistas, ya sin rastro de vida autóctona. Aún así merece una visita.

Menorca... volveremos!!

24 mayo 2016

Populart rules!

Este pasado sábado lo pasamos pirata en una 'sesión continua' que organizó nuestro profe Dani en el Café Populart.



Individuales, grupo y combos compartimos partituras durante toda la tarde ;)

01 mayo 2016

Vistillas




Óleo sobre lienzo. 100x80.

Gracias Alejandra por confiarme este encargo ;)

24 abril 2016

Julieta

Desde que empezó a asomar durante los inicios del rodaje, Julieta es una película que no me conseguía despertar suficiente curiosidad como para planificar de antemano su visita al cine. Se presentaba como un drama con apariencia bastante plana, más alejado de las historias histriónicas a las que nos tiene acostumbrado Almodóvar. Aún así, intuía un as bajo la manga del director, por lo que acudimos a verla aún con un atisbo de esperanza.


La última obra de Almodóvar aborda una reacción de aversión unidireccional entre hija y madre que crece y se retroalimenta con el tiempo, hasta parecer una condena perpétua que tiene que sufrir su protagonista, cual penitencia sin causa aparente. Una angustia que se aleja y reaparece a pesar de los intentos de Julieta por librarse de ella. La historia de Julieta, cuya hija -Antía- al llegar a su mayoría de edad decide abandonarla y eliminarla de forma rotunda de su vida, relata con maestría un conflicto generacional que parece no tener respuesta para la angustiada madre. La desesperación inicial es eclipsada por una resignación que la va consumiendo a medida que avanza la película.

El director recurre a los saltos temporales para hilar la historia y dejar que el espectador indague en la causa-efecto que pudo haber provocado la estampida de la hija de Julieta, ayudado por la carta que decide redactar la protagonista. No es la primera vez que Almodóvar utiliza este recurso, pero nunca tuvo tanta presencia y justificación en un film.

De porte bastante sobrio y detalle cuidado, el film está salpicado de ciertas escenas oníricas -un viaje nocturno en tren, un ciervo corriendo en la nieve o la brava mar donde se emplaza gran parte de la historia- que sirven de premonición a Antía, pero que además enfatizan la reflexión de la trama.

Son 96 minutos de drama, de una película lenta y sin embargo muy digerible, que a mi parecer está montada de forma que pide más y más atención del espectador, creando espectación y enganchando hasta su desenlace a pesar de sus silencios. Probablemente estamos ante una de las obras más intimistas de Almodóvar, dirigida a un público mucho más minoritario al que está acostumbrado.

Trailer:


Lo mejor: un cine intimista muy digerible.
Lo peor: el final, resuelto de forma fácil o apresurada.

05 marzo 2016

15 diciembre 2015

Jam Session

Así de bien nos lo pasamos el fin de semana en la Jam Session organizada por nuestro 'chef' Dani ;)

video


 Algunas fotos de la sesión:


Lo pasamos genial! Muchas gracias Dani y Rebeca por organizarlo todo y por las fotos/video!

14 diciembre 2015

Cabaret


Tras haber visto la película quién sabe cuantas veces y haber disfrutado de su musical hace casi una década de la mano de McNicholl, no podía perderme este nuevo montaje recién estrenado en la capital. Por eso, que te sorprendan con entradas para ver Cabaret en platea por tu cumpleaños no es un regalo... es un regalazo :D 

Curiosamente y muy a pesar de lo que la mayoría imagina, la primera versión del musical se estrenó en 1966 mientras que la versión cinematográfica fue algo posterior -1972-. Su gran triunfo en los premios Óscar la hizo mundialmente famosa. Su maravillosa banda sonora es de sobra conocida -Willkommen, Cabaret, Money Money,...- y en este musical revisitado está magistralmente interpretada por la banda dirigida por Raúl Patiño. El argumento y guión es bastante fiel a sus versiones predecesoras, tal vez incluyendo algún guiño más humorísticio y sarcástico.

'Wilkommen, bienvenue, welcome.. Im cabaret, au cabaret, to cabaret...' Las puertas del Kit Kat Klub se abren cada noche en el Teatro Rialto de la Gran Vía madrileña y nos da la bienvenida EMCee, invitándonos a introducirnos en su universo de perversión. A pesar de tener ganas de ver a un prometedor Edu Soto interpretando al conocido maestro de ceremonias, el elenco de la noche contaba con el actor José C. Campos como EMCee, que se metió al público en el bolsillo desde el primer minuto, destacando por una profesionalidad increíble y haciéndose protagonista absoluto de la noche. Tras haber visto previamente el promocional del musical, resultó en una interpretación superada con creces a la que esperábamos. Por otra parte, Cristina Castaño nos sorprendió por descubrirnos esa versatilidad, interpretando con mucha frescura a una pelirroja Sally Bowles a la que le viene muy bien el temperamento que le otorga la actriz.

La escenografía impacta de principio a fin -con un final peculiar y muy imponente-, y no sólo llena si no que achica más si cabe el espacio comedido del Teatro Rialto.

Con montajes de este calibre, Cabaret es un musical que seguiré disfrutando cada vez que tenga ocasión. Y es que 'Life is a cabaret'.

imágenes: www.cabaret.es y www.efe.com


23 noviembre 2015

Sinouj en concierto

Dentro del marco del Festival JazzMadrid 2015, este domingo nos acercamos hasta la sala El Intruso para escuchar a Sinouj, banda liderada por el saxofonista Pablo Hernández que nos entretuvo durante algo más de una hora.

Sin haber oído antes a la banda en cuestión, un poco de investigación por internet nos servía para descubrir qué nos ibamos a encontrar. Ritmos de jazz contemporáneo que se fusionan con sonidos persas son la seña identificativa de esta banda afromediterránea, una idea que nos resultaba muy atractiva. 

En esta ocasión estuvieron acompañados de Javier Paxariño y Kaveh Sarvarian con sus flautas traveseras, y Charles Ferris a la trompeta. Sin lugar a dudas, una fusión de músicas del mundo que cautiva.

04 noviembre 2015

Jazz Madrid 2015



Al fin ya está aquí la nueva edición del Festival Jazz Madrid ;)

Su cartelera promete -la podéis consultar aquí-, y esta vez reparte música en escenarios como Conde Duque, Instituto Francés, La Riviera o salas más pequeñas como las míticas Bogui, Berlín Café, Populart o El Intruso entre otras, hasta el 27 de noviembre.

Los grupos, para todos los gustos: bandas de siempre, bandas que arriesgan más -ahí tenemos a Sinouj con sus sonidos persas- o Big Bands - Amaniel, Música Creativa o Club Reserva 1925- comparten cartel. Una de las actuaciones más destacadas será la de Esperanza Spalding, que se desplaza hasta La Riviera el 16 de noviembre.

10 octubre 2015

Y así transcurrió 'Arte en la Red, 3ª ed'

La tarde se hizo muy amena. Casa de América organizó la segunda edición del seminario Cultura en la Nube, una cita con el mundo del arte y las nuevas tecnologías donde citaron a diferentes personalidades para dar su punto de vista acerca de la difusión de la cultura a través de las redes sociales y el universo 2.0.

En el seminario contamos con la participación de El Chojin, Melanie Parejo -manager de Partners Estratégicos de Youtube-, Phil González -fundador de Instagramers- y representantes del Museo del Prado, Espacio Fundación Telefónica y Museo del Romanticismo entre otros.


Una vez finalizado, como cierre de la actividad se dió paso a la inauguración de la exposición 'Arte en la Red 3ª Ed', en la sala Diego de Rivera. Amenizados por un coctkail, pudimos contemplar cómo nuestras cuatro obras seleccionadas convivían entre las del resto de artistas que conformábamos la exposición.



Algunas fotografías más del evento (propiedad de Casa de América):

05 octubre 2015

Irrational man



Fiel a su cita anual, Woody Allen nos sigue entreteniendo año tras año con un nuevo largometraje. Este octubre se ha estrenado en las salas su Irrational man, un nuevo film en el que Emma Stone repite protagonismo. En esta ocasión le acompaña Joaquin Phoenix, rodando por primera vez con el director y con el que conforma una pareja muy equilibrada durante todo el film.

La trama, algo rocambolesca como suele ser habitual en el director, transcurre en un campus universitario de EEUU. Con tintes misterioros y romance a la vista, la historia narra la vuelta a la universidad de Abe -Joaquin Phoenix-, un profesor de filosofía que se encuentra sumergido en una profunda crisis existencial de la cual está casi tocando fondo. La relación con su alumna Jill Pollard -Emma Stone- empieza como una amistad que pronto irá más lejos. A ella le fascina todo lo que rodea a Abe, pero lo que más le atrae a él es haber encontrado casualmente una justificación para seguir viviendo y conseguir estar más vivo que nunca: el profesor descubre en un perverso pensamiento el entusiasmo por la vida, intentando justificar su oculto desequilibrio mental.


Irrational man es una película que resulta muy entretenida, de esas que hace que sus 90 min pasen sin darte cuenta a pesar de narrar una historia basada en el existencialismo y con mucho debate moral -demasiado filosófica para poderla tildar de tragicomedia- .Sin duda lleva el sello de Woody Allen, e incluso la trama nos es bastante familiar si echamos un vistazo a sus films de hace una década, de donde toma prestados ciertos matices y giros. Joaquin Phoenix borda un papel en el que deja claro su versatilidad. Y hasta ahí puedo leer ;)

04 octubre 2015

Exposición 'Arte en la Red, 3ª ed' - Casa de América

Un año más, Casa de América ha organizado la exposición Arte en la Red - 3ª ed en la que han seleccionado a 10 artistas de entre todos los que formamos parte de su galería virtual

Para el montaje de la exposición se han tomado cuatro obras de cada artista que serán exhibidas en la Sala Diego Rivera, así como en otros formatos que se ubicarán en el jardín. Os invito a todos a que os acerquéis a visitarla, donde podéis ver una muestra del trabajo de diversos artistas españoles e iberoamericanos. La exposición estará vigente desde el 9 de octubre al 28 de noviembre.

Para los que queráis asistir al día de la apertura, el jueves 8 de octubre tendrá lugar a las 19:00 el seminario 'Cultura en la nube', y tras finalizar (a las 20:45 aprox) se procederá a la inauguración de la exposición ;)

+ info del evento: Cultura en la nube.
+ info de la exposición: Arte en la Red - 3ª ed.

Podéis visitar la galería virtual aquí.

11 septiembre 2015

Arte en la Red - Casa de América


Es todo un honor que Casa de América haya incluido una muestra de mi obra en su galería virtual. Si queréis visitarla, podéis acceder a través de este enlace:
Pedro Marqueño - Casa de América

11 agosto 2015

17 julio 2015

Feliz cumpleaños

Un detalle para unas cumpleañeras muy especiales...


Carla. Acrílico sobre tabla. 40x40.


Ángeles. Óleo sobre lienzo. 70x50. 

28 junio 2015

EEUU

Este verano, al contrario que otros años hemos pegado un giro a nuestras vacaciones y las hemos adelantado en pro de una escapada a uno de los países que más me gustan: EEUU. Durante dos semanas hemos hecho un pequeño recorrido visitando las ciudades californianas por excelencia, Las Vegas y cómo no, cerrando con un broche de oro como es Nueva York. Aunque no todo el mundo lo comparta, desde que la descubrí por primera vez para mi es de las mejores ciudades del mundo.

El punto de partida y objetivo principal del viaje ha sido San Francisco, una ciudad que nos ha resultado tan acogedora que dan ganas de venirte a vivir e instalarte al momento. A pesar de su extensión y sus empinadas cuestas no resulta difícil de recorrer, así que nos decidimos a alquilar una bicicleta para descubrir gran parte de ella, cruzando el famoso Golden Gate y descubriendo el poblado flotante de Sausalito. Es una excursión más llevadera de lo que uno se imagina y bastante recomendable. 

San Francisco es, además, una ciudad de contrastes. Su arquitectura principalmente victoriana convive con un financial district mucho más contemporáneo y urbano, o con un muelle -el Fisherman's Wharf- que tiene vida propia. Si te gusta pasear, puedes cruzar al lado oeste para descubrir un parque maravilloso y extenso como es el Golden Gate Park, o bajar hasta el barrio de Castro que, aunque decepciona en parte, se anima algo más al caer la noche.

La siguiente parada fue Los Ángeles. Allí establecimos campamento base en Santa Mónica, tal vez la playa más famosa de California -fama que deben en parte a Los Vigilantes de la Playa-. Buscábamos un hotel bien situado y nos decantamos por el hotel Seaview, alojado en Ocean Avenue, muy céntrico y pegado a la playa. A pesar de ser un motor-hotel sencillo, tiene habitaciones muy espaciosas y actuales, y cuenta con cocina, terraza común y zonas ajardinadas.

Una vez recorridos los puntos más típicos como Santa Monica's Pier o Hollywood y su Paseo de la Fama, nos adentramos en el downtown de Los Ángeles para descubrir una ciudad peculiar, con un broadway decadente donde algunos teatros intentan sobrevivir entre luces de neon que ya se apagaron hace algunas décadas. Sin duda, un escenario que te traslada al Sunset Boulevard de Billy Wilder. 

Los Ángeles nos gustó mucho más de lo que esperábamos, aunque en parte haya sido por haber disfrutado del Gay Pride 2015 que coincidió con nuestra estancia y con el que descubrimos la animada zona de West Hollywood, y todo ello a pesar de que es una ciudad incómoda para hacer turismo debido a lo grandioso de su extensión -más que una ciudad se podría definir como una fusión de barrios muy extensos-. No me puedo imaginar vivir en una ciudad como Los Ángeles sin vehículo, por ejemplo, como puede ocurrir en otras ciudades del mundo.

Una vez finalizado nuestro paso por Los Ángeles, pusimos rumbo a Las Vegas. Qué decir de Las Vegas.. simplemente que la ciudad es un espectáculo en si misma. Por muy artificial que parezca, o por muy premeditado que resulte el montaje de toda esta ciudad, no deja indiferente a nadie. Ya bien sea una visita deseada o un viaje de paso, es un lugar tan llamativo que te deja marcado. 

El Strip principal en si es todo un espectáculo que te absorbe, y descubrir cada uno de sus rincones puede llevarte gran parte de la estancia. Complejos hoteleros con casinos interminables donde perderse y que incluso integran parques de atracciones o centros comerciales. Cada uno de los aproximadamente treinta hoteles que conforman el Strip ofrecen al turista lo suficiente para tenerlo entretenido las 24 horas, y aunque el juego y los casinos no estén en tu lista, alojarse en el Strip es lo más recomendado para disfrutarlo sin perder el tiempo. Nosotros elegimos el mítico Tropicana y nos pareció una opción más que recomendable, con un ambiente muy relajado y 'tropical' ;)

Merece la pena al menos desplazarse también hasta Fremont Street para ver lo que queda de aquel antiguo strip donde todo inició, donde se establecieron los primeros casinos de la ciudad -como el mítico y clásico Golden Nugget o el Four Queens- y ver cómo se ha intentado reinventar con su nuevo Freemont Street Experience ampliando más aún la oferta, brindando incluso la posibilidad de lanzarte en tirolina bajo su espectacular cúpula de leds.

Las Vegas es un lugar creado por y para la diversión, y por supuesto para gastar, gastar y gastar. El límite lo pone el turista. Sin duda es de las ciudades que concentran una mayor oferta de espectáculos, atracciones y conciertos por metro cuadrado, por lo que de la misma forma que es difícil dejar de ver un musical en Broadway, es prácticamente obligado disfrutar de alguno de sus espectáculos. La oferta es tan variada que cuesta elegir, y en nuestro caso nos decantamos -además reservando con meses de antelación- por Jubilee!, un cásico del burlesque de Las Vegas con más de 25 años a sus espaldas que con sus decenas de bailarinas en topless sirvió de inspiración para películas como ShowGirls. Incomparable!

A pesar de que la visita a Las Vegas era nuestra excusa para podernos acercar a conocer el Grand Canyon del Colorado, hemos concluido que es una ciudad que tiene que visitarse al menos una vez en la vida. Y desde luego es el punto de partida perfecto para una excursión que deseábamos desde hace mucho tiempo: el Parque Nacional del Grand Canyon, situado a casi 500 km de distancia atravesando un paisaje árido y desértico a su paso. Pocas paradas obligarorias por el camino a excepción de la presa de Hoover o pueblos como Seligman, situado ya en Arizona y atravesado por la famosa Route 66, en el que los moteles de carretera se alternan con cafeterías y pequeñas tiendas que se han convertido en prácticamente museos al albergar una buena colección de antiguos carteles de los locales que se quedaron por el camino. Una vez llegado al parque del Grand Canyon, el conocer la historia de su formación -viendo y tocando muestras de rocas de más de mil millones de años, una joya para los geólogos- y poder disfrutar de una ruta por el borde del cañón te hace percibir la magnitud de dicho paisaje, muy difícil de explicar. Ya de vuelta a Las Vegas uno se da cuenta de que, a pesar de estar aún en mitad de las vacaciones, el viaje ha valido la pena.

Mientras el aeropuerto internacional de McCarran nos intentaba engatusar las últimas máquinas tragaperras -si, si, en el mismísimo aeropuerto-, nosotros ya estábamos revisando la guía de la próxima -y última- ciudad que nos esperaba: New York City, la ciudad que nunca duerme.

Para esta segunda ocasión que pisábamos la que sin duda es la capital del mundo hemos vuelto a elegir Times Square como centro de operaciones ;) El famoso cruce entre Broadway y 7th ave es un imán al que uno sucumbe cada vez que se encuentra en un radio cercano. Elegimos el hotel Row NYC por sus buenas referencias y nos sorprendió para bien: atrás quedó el gran Milford Plaza -hotel que por cierto elegimos en la primera visita- para renovarse y convertirse en un hotel boutique de lo más urbanita con vistas a los tejados de midtown.

Lo mejor de disfrutar una ciudad como NYC ya conociéndola de antemano es la posibilidad de desconectar más aún, de dejar de un lado los lugares de obligada visita para el que la descubre por primera vez para abandonarse a pasear sin previsión alguna y descubrir una ciudad más variada si cabe. Greenwich Village es un barrio idóneo para callejear, salir a cenar y tomar unas copas, ya sea por los numerosos locales de jazz que abundan, por los locales de ambiente o por las noches animadas en general.

Pasear por los barrios de Manhattan te permite disfrutar de lugares inesperados y descubrir grandes escondites de la ciudad, como la Lounge-RoofTerrace del 230-Fifth por citar algunos, una coctelería situada en la azotea de un edificio de la 5ª Ave donde tomar una copa con vistas insuperables al Empire State Building, entre otros edificios del skyline. Son de esos momentos en los que deseas venirte a vivir a NYC...

A pesar del apetito de seguir descubriendo nuevos rincones, hay momentos que uno no puede resistir a revivir: imposible negarse a volver a disfrutar del remanso de paz que supone pasear por el Central Park donde puedes evadirte un día entero, o a recorrer el Brooklin Brigde para poder divisar la isla desde el otro lado del puente.

La ciudad te brinda tantos escenarios y rincones que por mucho tiempo que dediques a disfrutarla nunca resulta suficiente...

NYC... cuándo te volveré a ver?